domingo, 18 de mayo de 2008

Hola!!!

Tus comentarios nos encantan. Gracias por dejarlos.


Hola!!!
¿Sabéis? Me encanta cantar y bailar con mamá. Ayer imité a mamá haciendo pitos (chasquidos con el dedo gordo e índice), pero no me salía. Y dije: MAMÁ, MIS DEDOS NO TIENEN PILAS!!!. Papá y mamá rieron mucho... .

jueves, 15 de mayo de 2008

A Sofía le encanta!!!

EL CULETE INDEPENDIENTE

Cuento : "Frederick"

Hace algún tiempo, en un prado donde pacían las vacas y trotaban los caballos había un viejo muro hecho de piedras, y se encontraba muy cerca de un pajar y un granero.

En aquel muro tenía su hogar una parlanchina familia de ratones.

Los granjeros se habían marchado y el pajar estaba abandonado así que el granero estaba vacío. Y, como el invierno, no andaba muy lejos, los ratoncillos se pusieron a recoger, el maíz, las nueces, el trigo y al paja.
Todos trabajaban día y noche. Todos menos Frederick

"Frederick", ¿por qué no trabajas?, le preguntaron.

"Yo trabajo·, dijo Frederick.

"Recojo los rayos de sol para los fríos y oscuros días de invierno.

Y cuando vieron a Frederick, mirando el prado y sentado, le dijeron:

"¿Y ahora Frederick?"

"Recojo colores", dijo Frederick, "Para el invierno gris"

Y una vez que Frederick , parecía dormido.

"¿Estas soñando Frederick?" le preguntaron con un cierto reproche

Pero Frederick dijo: " Oh, no. Estoy reuniendo las palabras porque los días

de invierno son muchos y largos y se agotarán las cosas de que hablar."

Los días de invierno llegaron, y, cuando cayó la primera nieve, los cinco

ratoncitos se instalaron en su escondite entre las piedras.

Al principio había raciones para comer todos, y los ratoncitos contaban

historias de zorros y gatos mentecatos. Era una familia feliz.

Pero poco a poco, habían roído la mayoría de las nueces y bayas, la paja se

fue, y el maíz solo era un recuerdo. En el muro hacia frió y nadie sentía

ganas de charlar.

Entonces se acordaron de lo que Frederick había dicho sobre los rayos de

sol, los colores y las palabras.

"¿Qué hay de las provisiones Frederick?

"Cerrad los ojos", dijo Frederick, mientras se subía en una gran piedra.

"Ahora os envío los rayos de sol. Sentid su dorado resplandor.."

Y a medida que Frederick hablaba del sol, los cuatro ratoncitos volvían a

sentir su tibieza. ¿Era la voz de Frederick?¿Era magia?

"¿Y qué hay de los colores, Frederick?" preguntaron ansiosamente. "Cerrad

los ojos otra vez" dijo Frederick. Y cuando les habló del azul flor

pervinca, de la amapola roja entre los trigos amarillos, de las verdes

zarzamoras florecidas, ellos veían los colores con tanta claridad como si

estuvieran plantadas en sus mentes.

"¿Y las palabras Frederick?"

Frederick aclaró su garganta, esperó un momento, y entonces, como desde un

escenario, dijo:

¿Quién esparce los copos de nieve?

¿Quién derrite el hielo?

¿Quién estropea el tiempo?¿Quién lo hace bonito?

¿Quién hace brotar en Junio la cuarta hoja de trébol?

¿Quién nubla la luz del día? ¿Quién enciende la luna?

Cuatro ratoncitos de campo, que viven en el cielo.

Cuatro ratoncitos de campo, como vosotros...y yo.

Uno es Ratóptimavera, que danza en el aguacero.

Viene entonces el Verano, y pinta en las flores.

Otoñoratón le sigue, con trigo y castañas.

Y el último es Invierno. con fríos piececitos.

¡Tenemos suerte de que las estaciones sean cuatro!

¡Pensad en un año con una de menos...o una de más!

Cuando Frederick terminó, todos le aplaudieron.

"Pero, Frederick, le dijeron."¡Tú eres un poeta!"

Fredrick se ruborizó, hizo una reverencia y dijo tímidamente: "Ya lo sé."

"Y Colorín colorado el cuento de Fredrick , se ha acabado!

Y si no te pones de pie el culo se te queda pegado
y si no te vuelves a sentar,

un chupete te voy a dar..

Cuéntame un cuento

"Cuando a Matías le entraron ganas de hacer pis la noche de Reyes"


Matías buscó un cordón para tirar de la locomotora e inventó una cancioncilla:

El tren de Matías, chu chu chu
corre por las vías, chucu chucu chu



Cuando llegó la noche de Reyes, su madre le dijo:
-Matías, hoy tienes que acostarte temprano. Esta noche vienen los Reyes Magos.
-¡No! ¡Yo quiero verlos! -protestó el niño.
- ¿Pero qué dices? ¡Los Reyes no dejan juguetes a los niños que están despiertos! -le advirtió su padre.
- Entonces me voy a la cama ahora mismo -dijo Matías.
Antes de irse a dormir, Matías dejó encima de la mesa tres platos con nueces y tres vasos de leche… para los Reyes.
También llenó tres cubos de agua… para los camellos.


En mitad de la noche, Matías se despertó con muchas ganas de hacer pis y escuchó una voz que venía del fondo del pasillo:

-¿Dónde le dejamos el tren, aquí o debajo de su cama?


Pero el pobre Matías ya no podía aguantar más.

Saltó de la cama y fue de puntillas por el pasillo, abrió la puerta del baño con mucho cuidado, levantó la tapa del váter sin hacer ruido y… el pis hizo ruido, mucho mucho ruido.

Con los ojos llenos de lágrimas, Matías corrió hacia su cuarto y se metió en la cama.
Pensando pensando, se durmió.
Y, durmiendo durmiendo, soñó…
…que los Reyes le habían traído un montón de carbón negro, muy negro.

Con las primeras luces de la mañana, Matías abrió los ojos, saltó de la cama y fue a ver si los Reyes le habián dejado algo.
Estaban las cáscaras de las nueces, estaban los vasos de leche vacíos, también estaban los tres cubos sin agua.
Pero… ¡no estaba el tren!

De repente se acordó de la voz que había oído en el pasillo:

-¿Dónde le dejamos el tren, aquí o debajo de su cama?

Matías se fue corriendo a su cuarto, miró debajo de la cama y vio algo negro, muy muy negro.
Metió el brazo y sacó una locomotora y tres vagones: el primero rojo, el segundo azul y el último… un hondo, casi redondo...orinal!!!

Matías ató el cordón a la locomotora y se fue por la casa, tirando de su tren y cantando:

El tren de Matías, chu chu chu
corre por las vías, chucu chucu chu

En la escuela caben todos

El topo que queria saber quien se había hecho aquello en su cabeza

Silvestre soy y de oveja voy!!!

Silvestre soy y de oveja voy!!!
Os presento a mis amigos del cole, estamos todos, Elvis (está vivo), Mickey, Blancanieves, ...

Tal como eres. Este es un video que le ha encantado a mamá y queremos compartir contigo.

PUEDO

PUEDO. Este es un video de un padre australiano (60 años), que compite junto a su hijo con parálisis cerebral en el IRONMAN. Un triathlón que consiste en nadar durante 4 km, otros 180 en bicicleta y un maratón de 42,5 km. los campeones lo hacen en 9 horas. Este padre lo consiguió junto a su hijo, en 17 horas. Éste video está dedicado para todos aquellos que luchamos por las diferencias individuales y ayudamos a crear UN MUNDO PARA TODOS.

SIMIL DEL VIAJE A ITALIA (nacimiento de un niño con discapacidad)

"cuando se va a tener un hijo es como si planearas unas fabulosas vacaciones a Italia: la Capilla Sixtina, el Coliseo...
se compran guias y se estudia un poco de italiano; se hacen las maletas y se despega.
y unas horas después, ya en tierra, la azafata se acerca y dice:
!Bienvenidos a Holanda!
-¿Holanda?. !Yo quería ir a Italia!
Yo había soñado con Italia; sin embargo me han traído a un lugar triste, sin interés.
Simplemente es distinto, algo mas tranquilo que Italia, menos deslumbrante que italia, pero cuando llevas alli un tiempo y te has tranquilizado, empiezas a descubrir que Holanda tiene molinos de viento, maravillosos tulipanes y hermosos Rembrandts.
Todos tus amigos no dejan de ir y venir de Italia y todos alardean de haberlo pasado muy bien.
Durante el resto de tu vida, te dirás: SI, AHI DEBERIA HABER IDO YO.ES LO QUE HABIA PLANEADO.
La pena que ello te causará, nunca, nunca, nunca desaparecerá, pero si te pasas la vida lamentando no haber conocido Italia, jamás conseguirás disfrutar lo que de especial y encantador tiene Holanda: algo tan inesperado...Un país tan diferente.

Pocoyo

Loading...

"La mierlita"

!Nos queremos un montón!

!Nos queremos un montón!